Dominicano José Ureña lucha por la quinta plaza en la rotación de Miami

Dominicano José Ureña lucha por la quinta plaza en la rotación de Miami

Uno de los pocos misterios por develar en la temporada de los Marlins podría sorprender a los seguidores del equipo. Cuando parece que ya todos los puestos poseen nombre y apellido, resta por definir quién será el quinto abridor de Miami, algo que no estaba en los planes del club.

Justo el 14 de febrero, al abrir Jupiter sus puertas de pretemporada, uno de los primeros que recibió a la prensa con una sonrisa era Adam Conley, quien surgía como una pieza clave y segura en la rotación.

Pero al faltar una semana para el inicio de la campaña, la posición del zurdo en el pitcheo de primera línea se ha debilitado al enfrentar una fuerte competencia de Justin Nicolino y el dominicano José Ureña.

“Existe preocupación interna por la pobre primavera de Conley”, expresó una fuente del equipo. “Quizá para el Día Inaugural vuelva a ser el mismo del 2016, pero ha tenido problemas con su mecánica de lanzar y el equipo no se contenta con ver al mismo Conley, sino uno capaz de seguir mejorando”.

Con una velocidad que ha disminuido de 93 a 89 millas por hora, Conley exhibe una efectividad de 6.94 en 11.2 entradas lanzadas en la Liga de la Toronja y necesita despejar dudas cuanto antes.

Ureña, por su parte, tampoco ha tenido un spring training memorable con un promedio de carreras limpias de 5.14, pero ha ponchado a 15 en 14 episodios, su recta se ha sostenido en 97 millas por hora, y ya no le quedan opciones para ser enviado a las Ligas Menores.

O hace el equipo a la contienda o los peces tendrán que dejarlo partir sin recibir ningún tipo de compensación, lo cual hace indicar que se quedará con el club, ya sea en la rotación o como relevista largo.

“No estoy preocupado con lo que suceda conmigo”, apuntó el de Quisqueya. “Estoy haciendo mi trabajo para demostrarles que pertenezco aquí. Los estoy ayudando a tomar decisiones”.

La sorpresa ha sido Nicolino, a quien la lesión de Jeff Locke, el bajón de Conley y una aceptable primavera han colocado en contención por esa quinta plaza, por detrás de Edinson Vólquez, Wei-Yin Chen, Tom Koehler y Dan Straily.

El zurdo ha incrementado su velocidad de 88 millas por hora a 93, además de desarrollar al menos dos lanzamientos secundarios que han redondeado su arsenal, anteriormente repleto de inocencia.

¿Quién se quedará con esa quinta plaza? Uno pensaría que Conley tendría un pie por delante en esta carrera al terminar el 2016 con balance de 8-6 y 3.85 de efectividad, pero la demora en tomar una decisión indica que los peces no han están del todo convencidos con lo que han visto de él.

En cualquier caso, el manager Don Mattingly y Miami tendrían cierta profundidad en todas sus áreas de pitcheo, pues aquellos dos que queden fuera de la rotación serían llamados como relevos de largo alcance.

La historia, sin embargo, podría servirle de mucho a los Conley de este mundo. Nunca den nada por sentado.

Leave a Reply