“Hay que cargar a la fanaticada”, exhortó Pichardo a jugadores

“Hay que cargar a la fanaticada”, exhortó Pichardo a jugadores

SANTO DOMINGO – “De ahora en adelante hay que jugar pelota, hay que cargar a nuestra fanaticada”. Las palabras son del presidente de los Tigres del Licey, doctor Domingo Pichardo Peña, al dirigirse a los jugadores en un “compartir en familia” que supuso el fin de las prácticas, previo al inicio este sábado 12 del torneo 2019-2020 del béisbol invernal dominicano.

“Ellos (los fanáticos), tienen que ver su entrega y todo lo demás”, continuó Pichardo Peña este viernes 11 pasado el medio día, en la actividad denominada “field day”, que es una costumbre al final de los entrenamientos pretemporada. Resaltó que esto es parte de la familia del Licey, del que dijo, todos forman parte.

“De todo corazón, esta directiva se siente muy orgullosa y muy complacida de tenerlos a todos ustedes como parte de nuestro equipo y esperamos, estamos seguros, que obtendremos lo mejor de ustedes y que esto se refleje en toda su carrera, no solo aquí, sino también en el extranjero”.

Al presidente lo acompañaron su esposa Joselyn Baba de Pichardo, los directivos Miguel Ángel Fernández, Federico González y Jaime Alsina, acompañados de sus respectivas esposas; la madrina Montserrat Alsina y la vicepresidenta de la Rama Femenina Matilde Dargam.

También tomó la palabra el gerente general Junior Noboa, quien agradeció a la directiva, a la rama femenina encabezada por doña Joselyn, y la encargada de Relaciones Públicas del Licey Cynthia Morillo, que bien prepararon el encuentro.

“Nos sentimos muy contentos y en nombre de los jugadores agradecerles este compartir, que lo hacemos siempre y que nosotros esperamos que sea el primero de muchos. Siéntanse como siempre, en su casa”, acotó Noboa, quien estuvo acompañado por el manager Pedro López, parte del cuerpo técnico, así como los jugadores nativos e importados que comenzarán la temporada.

El Licey inaugura el torneo este sábado a las 5:00 de la tarde, como home club de los Leones del Escogido.

La actividad realizada en los terrenos de la Liga Infantil, detrás del lefield del Estadio Quisqueya Juan Marichal, tuvo un ambiente festivo, con la música de “Moreno y su conjunto típico”.

Al ritmo de esta música, el lanzador importado James Jones, cantó un tema, “Mi papá tenía un burro” –que según dijo el torpedero Michael De León, se lo enseñaron en Estados Unidos-, con el cual sorprendió y cargó de risa a todos los presentes.

Jones también cantó –en karaoke- una salsa con su español machacado como parte de un concurso de jugadores, en que participaron el receptor boricua Brian Navarreto; los lanzadores Luis Vásquez, Sandro Cabrera y el infaltable en estas lides, Vladimir Pérez, exlanzador y coach de pitcheo.

Las palmas se las llevó Navarreto, quien hizo dos excelentes improvisaciones en tiempo de ‘regaetón’, con el Licey como temática y como premio ganó un televisor. El segundo fue para Jones, quien recibió una orden de compra de tiendas La Sirena. El tercer y cuarto lugares fueron para Vladimir y Cabrera, quienes recibieron un kit de Brugal cada uno.